El crecimiento de Playa del Carmen se nota en su ambiente y vida

Una ciudad con gran crecimiento, cultura diversa, playas increíbles, lo tiene todo y para todos.

Muchas veces Playa del Carmen se define mediante la comparación con sus vecinos como Cancún y Cozumel. Aunque se ubica a sólo 60 kilómetros al sur de Cancún, Playa del Carmen es un mundo totalmente distinto en cuanto a apariencia y perspectiva.

Playa del Carmen conocido entre los locales como Playa, tiene más en común con Cozumel. Las diferencias se pueden atribuir básicamente a la geografía. Como una isla, Cozumel esta separada del resto de la península de Yucatán. La isla también puede ser un enjambre de actividad, particularmente cuando hasta doce cruceros descargan sus pasajeros en un solo día.

Playa del Carmen es todo lo que debe ser el caribe mexicano: playas hermosas, aguas prístinas, hospitalidad relajada, y una animada vida nocturna, todo en un entorno de tranquilidad.

Arena y olas

Cualquier descripción de Playa del Carmen empieza con el agua. Aquí el caribe tiene el mismo color turquesa de ensueño que se encuentra a lo largo de la costa.

El agua es cálida y clara, y las playas un blanco brillante, con una arena con la consistencia de sal. De hecho, las aguas alrededor de Playa tienen quizá la mayor concentración de peces tropicales en la Riviera Maya. Pez loro, rubia, pez ángel, damiselas, peces ardilla, pargo, pez cofre, y otros especies coloridos se encuentran en abundancia.

Misterios mayas

Playa del Carmen es también un sitio base ideal para explorar las ruinas mayas y los tesoros ecológicos de la península de Yucatán. Estas dos vertientes se encuentran cuando se visita uno de los miles de cenotes que salpican el paisaje alrededor de Playa.

Leer:   La mejor guía de viaje para ir a Playa del Carmen

Un cenote es un pozo de agua dulce que se forma al colapsar el techo de roca caliza que cubre un río subterráneo. Los antiguos mayas pensaban que los cenotes eran puertas al mundo de los espíritus. Aunque hoy en día entendemos más sobre sus orígenes, los cenotes siguen provocando asombro en quien los visita.

Crecimiento abrumador

Como en otras partes de la Riviera Maya, Playa del Carmen se ha vista envuelto en la ola de desarrollo que ha transformado esta región desde la década de 1990. Antes era un tranquilo pueblo pesquero y un refugio para mochileros, hippies y otros viajeros de pocos recursos.

Poco a poco ha sido reemplazado por la expansión de la industria del turismo y la construcción de bienes raíces exclusivos. Hoy en día, Playa del Carmen está ganando fama rápidamente como un lugar de moda, hasta chic, alternativo a Cancún y Cozumel, con docenas de restaurantes y centros nocturnos nuevos.

Al mismo tiempo, Playa del Carmen de manera consciente ha evitado convertirse en una versión pequeña de Cancún. Todavía hay muchas colonias tranquilas donde dominan las casas pintadas en suaves colores tropicales, techos de teja y jardines impecables.

La cultura maya todavía está fuertemente arraigada en las costumbres y cocina local. Y mientras la gran mayoría de los visitantes de Cancún son norteamericanos, Playa del Carmen ha hecho un esfuerzo notable por atraer un público más internacional.

Vía Paradise Catamarans

Deja un comentario